¿Tu puerta de madera requiere cambio de bisagras?

Pues con pasos sencillos podemos hacer las cosas que nos parecen un tanto complicadas. Así es el caso cuando tenemos una puerta caída o atascada. Pero si quieres cambiarlas con una sencilla técnica lo podrás hacer sin hacer grandes gastos.

Pasos fáciles para instalar una bisagra
¿Quieres cambiar las bisagras de tu puerta de madera?, entonces sigue estos pasos

¡Vamos a intentar esta vez instalar las bisagras de la puerta de madera en casa! Poner bisagras nuevas no conlleva mucha dificultad, con solo algunas herramientas y disposición podemos hacerlo. Solo bastará intentar.

Las herramientas básicas son:

Simplemente debemos tener a mano algunas herramientas y podría ser un trabajo más sencillo que instalar cerraduras de seguridad. Primeramente hay que disponer de bisagras nuevas, así que es preciso ir a la tienda con especificaciones del número y material de estas. Tener lápiz de carpintero, navajas, cincel afilado, martillo, atornillador y algunas cuñas, para que nos sirvan de ayudante.

Estas herramientas solo son para instalar bisagras en puertas de madera. Pues, las puertas de hierro, con marcos de hierro, requieren otro tipo de herramientas como taladro, soldadora (máquina), y otros, debe hacerse por alguien especializado en este trabajo. Pero en este caso la madera, es muy fácil para trabajar. No obstante es un material muy liviano, si se trata de una puerta de madera de acceso interno, así como las de las recámaras, baños o biblioteca.

Como todo un experto

Si tu puerta es vieja en casa solo debes desmontarla usando un atornillador, esta vez solo destornillarás las bisagras viejas o en mal estado. Pero si tu puerta es nueva, te decimos que generalmente esas puertas llevar dos bisagras, es decir, un par. Las recomendaciones de expertos hablan que la primera irá en la jamba o marco a 17 centímetro desde arriba y la segunda mejor será a 28 centímetros desde el piso o parte inferior.

fácil instalación de bisagras en puertas de madera
Con cinta de medir, atornillador, tornillos, cuñas, cincel, martillo y ganas

Justo allí se marcan con el lápiz de carpintero. ¡Ojo!, con el sentido de orientación. Ese se marca con relación hacia donde debe batir la puerta y por la parte interna. Para hacer las mismas marcas en la puerta y el marco, toma una cinta métrica y a partir de igualar las mediciones de la puerta y el marco coloca la bisagra sobre el filo de la puerta y marca con la navaja su contorno. Lo mismo harás en el marco cuando ya se haya medido. Con el cincel y el martillo retirarán con cuidado un poco de madera dentro del dibujo, para que no haya inconveniente de presión. Es necesario solo quitar un poco para que no quede floja.

Cuando ya tengas las muecas hechas fija las bisagras a la puerta con sus tornillos especiales para madera. Luego vamos acercándonos a la puerta usamos cuñas en el piso para llevar la puerta hasta la medida con relación al marco y fijar las bisagras de la jamba o marco. Que también anteriormente habría que sacarle unas mortajas para que calen con esteticidad.

Es un trabajo muy sencillo y sin complicaciones. Así que si hablamos de remplazo de bisagras todo será más fácil. Recuerden que las bisagras llevan piezas hembra y macho (cóncavo y convexo), se pueden trabajar separadamente conociendo las medidas o teniendo las marcas que han dejado las anteriores.

417 total views, 6 views today

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.